Vive el romance...

Vive el romance...
P
osees un alma sensible y romántica.
Sueñas con historias de amores apasionados y casi imposibles; repletos de mujeres, a veces temerarias, aventureras, leales y tenaces capaces de amar con todo su ser; así como con hombres enigmáticos, duros, sinceros, elegantes, traviesos, tiernos, luchadores, llenos de vida y esperanzas.
Bienvenid@ a nuestro mundo.

jueves, 13 de marzo de 2014

Pasión y Amor (relatos de San Valentín)



Hola amig@s. Hoy os dejamos aquí la opinión que nos merece "Pasión y Amor", un compendio de treinta relatos escritos por autoras pertenecientes al Club de las Escritoras, un lugar de la blogosfera del cuál nosotras formamos parte. Con motivo de San Valentín, estas pedazo de escritoras han unido sus plumas para configurar un libro en que el nexo de unión en esa festividad en especial.

Después de leer  el libro, nos planteamos qué hacer. La última vez que reseñamos un libro con un compendio variado de historias nos decidimos por nombrar cuáles de ellas nos habían gustado más. En este caso, también hemos encontrado aquellas que nos llamaban más la atención, pero son tantas, que nos hemos decantado por decir algo de cada una. Este trabajo ha quedado estupendo y creemos que todas merecen unas palabras de aliento por el esfuerzo y la dedicación. Como hemos dicho son treinta, así que puede resultar una entrada un poco larga, pero vale la pena. ¿Nos acompañáis?

Ya hemos dicho otras veces, que nosotras no escogemos un libro por la portada, maquetación, ilustraciones, etc. Solo la sinopsis nos hace escoger la historia que nos llevaremos a casa. No obstante, no somos ajenas a la apreciación que merece una estupenda portada. Y esta, lo es. Si alguien considera que esta no es un excelente trabajo, que comente ahora o que calle para siempre. Por eso creemos que es justo nombrar a la artífice de del diseño de este magnífico libro, Amaya Salamanca. Tanto la portada, como la combinación de colores y la maquetación por todo el libro son preciosas. No falta ningún detalle. Incluso ha sabido dar un toque de originalidad a cada capítulo (que corresponde a una historia diferente). Sí, un magnífico trabajo. Felicidades.
“Extraños en un tren” de Adriana Andivia.
En esta historia de jóvenes ambientada en Tokio, la autora nos cuenta como después de un accidente de tren, Hana y Yano encuentran en el otro algo inesperado.
Adriana ha conseguido crear una historia fresca y a veces graciosa que te conmueve. El comienzo de un nuevo inicio… ¡Qué dulce!
“Por si los días grises vuelven” de Analida Quicero.
Carla solo ve lo malo de estas fechas y Gabe le demuestra que solo depende de lo que uno quiera ver o recordar. Y que… después de la verdura, siempre viene el postre. ¿Habéis encontrado ya a vuestro postre?
Nos gustan mucho las historias de amor entre amigos. Son taaaan tiernas. Y Analida consigue transmitirnos perfectamente eso mismo con Gabe.
“Sé mi amor” de Ariuska E. Gonzalez.
La autora nos muestra una protagonista con un nombre muy real. ¿Estará hecho a propósito? (no hemos podido evitar una sonrisa al leerlo). Y Dartan tendrá que desprenderse de sus propias inseguridades para darse cuenta qué es lo que de verdad importa.
El amor y la angustia que él siente están muy bien transmitidos. Unas páginas creíbles y delicadas.
“Amor antes de San Valentín” de A. E. Green.
Otra historia entre dos amigos, Annalis y Bruno, que se aman en secreto. A veces, confesarse requiere un gran acto de valentía cuando temes perder algo valioso.
Incertidumbre y amor en cada línea. ¿Cuál será el resultado final?
“El día que tú y yo no pudimos besarnos” de Athena Rodríguez.
¿Puede un simple carraspeo destrozar un momento perfecto? Al parecer sí. Nía lo sabe bien. Lo que no imagina es que Devon hará lo imposible por volver a recuperar esa magia.
Una lección sobre saber aprovechar el momento y no vivir en el pasado. La última frase, memorable.
“Destino casual” de Beatriz Alonso.
Ah, la alta sociedad, siempre tan pendiente de las apariencias. Eso es lo que le pasa a Susan y está hasta. La búsqueda de un nuevo comienzo le traerá a Rick y una vida digna de ser vivida.
Malos entendidos, diálogos chispeantes y una narrativa fluida. Una bonita historia.
“Tu nombre en las nubes” de Brianna Callum.
Sabrina e Ivan son compañeros de trabajo y ella siente por él algo más. Un retraso, un pinchazo y un paseo por las nubes.
Una historia detallista, vivaz y tierna.
“San Valentín entre fogones” de Claudia Cardozo.
¿Hasta qué punto llegaríamos como comensales para conseguir la atención de un chef?
Claudia ha creado una historia romántica a más no poder con diálogos ligeros. Con Catherine ha plasmado la entereza y orgullo de una gran profesional, a la vez que era derrotada por la labia del desconocido admirador. Bonita.
“Pasión desenfrenada” de D.C. López.
Un encuentro casual entre Jane y un Guardia Civil puede llegar a convertirse en algo tan serio como una historia de amor.
La autora consigue ponernos en jaque con el misterio que guarda Max, la tensión sexual entre ambos llega al lector y la incertidumbre sobre el riesgo de seguir juntos con conmueve. Una gran acierto.
“Los celos fueron el motivo” de D. H. Araya.
De nuevo, una historia entre amigos. En este caso Ismael y la protagonista fingen un noviazgo para hacer daño al ex de ella. ¿Qué pasa cuando la línea entre lo real y ficticio se vuelve difusa?
Una historia sin diálogo, pero al que no le hace falta. La autora consigue transmitir la confusión de la protagonista y la tensión que desprende Ismael sin ni siquiera una palabra hablada. Fantástica.
“Karma catorcefebreril” de Déborah f. Munoz.
Déborah nos ofrece la historia de Sara, una auténtica cafre de San Valentín, que encontrará lo que busca en Luís a pesar de ser un día tan aborrecible.
Esta nos ha parecido el relato más ocurrente y gracioso de todos. Con unos buenos diálogos y, a pesar del negativismo de la prota, un karma positivo. Nos ha encantado.
“Demorado San Valentín” de Eugenia Sánchez Acosta.
La autora nos presenta otra historia de compañeros de trabajo. En esta ocasión se trata de Leti y Marcos que, tras un momento bonito entre ambos, se instala la incomodidad y el miedo a perderse como amigos.
Una tierna historia con un final feliz. Ah, cómo disfrutamos a partir del segundo “borrón y cuenta nueva”.
“Equivocada” de Freya Asgard.
A veces no sabemos apreciar lo que tenemos a nuestro lado. Eso mismo le sucede a Diana con Claudio, su marido. ¿Será capaz de darse cuenta de la realidad a tiempo?
Un relato como la vida misma. Llena de verdades y desgarradores momentos envueltos en el fino velo de la cotidianidad. Claudio nos ha tocado la fibra, como no podía ser de otra manera. ¿Hay algo más triste que lo que él hace? Muy bonita.
“Florecillas” de Gisel T.
Jude tiene cáncer, pero está enamorado. De la mano de las flores y de su Steffi descubriremos las verdaderas ganas de vivir.
Una triste y a la vez alegre y tierna historia en la que se nos plantea la entereza con las que afrontamos males mayores y que, la fuerza del amor puede con todo.
“Dibujando amaneceres” de Hada Fitipaldi.
Otra historia de amores no correspondidos es la que nos descubre Hada Fitipaldi (o al menos eso parece). Después de una noche inolvidable los destinos de Marcos y Valentina se alejan, pero en una exposición, todo puede pasar, sobre todo si los amaneceres nos recuerdan otro lugar.
El anhelo que Marcos siente por Valentina está muy bien dibujado. Una historia de amor que culmina con el merecido final; eso sí, al amanecer.
“El regalo” de Leila Milá.
Luck quiere regalarle a Dría un San Valentín inolvidable. Pero, ¿quién se lo dará a quién?
Leila se luce a la hora de retratar a un hombre enamorado que se desvive por hacer de San Valentín un día especial. Y el menú que prepara… Qué hambre. Eso sí, el regalo de ella consigue que esbocemos una sonrisa. Muy tierno.
“Te esperaré siempre” de Lilian.
Debido a una fatalidad, Wulfgar y Natalie no pueden vivir su amor, que se verá puesto a prueba en forma de maldición durante casi doscientos años. De nuevo a través de Patrick y Hester, se comprobará si la fatalidad es más fuerte o el amor que se tienen es suficiente como para superarlo todo.
Lilian, en esta historia, nos retrata la esencia de un amor que vive a través del tiempo. Una llamada de valor para que Hester consiga su mayor sueño: estar con Patrick, triunfando así el amor.
“Un rayito de sol” de Lu Morales.
La autora relata la vuelta a casa de Pablo tras saber el veredicto sobre su enfermedad. Solo que Isabel, la quiosquera, le dará la fuerza para seguir viendo luz donde otros solo ven oscuridad.
La historia de Isabel y Pablo es la de muchos otros; personas con miedos por sus enfermedades o deficiencias que lejos de empequeñecerlos, los ayuda a hacerlos más fuertes. Sobresale el coraje de Isabel ante su ceguera y el optimismo con “ve” la vida. Toda una lección.
“Que tiemble la mujer del espejo" de Lydia Pinilla.
La búsqueda de empleo para Eira la hará encontrar algo inesperado en otro candidato.
Ignacio está muy bien plasmado. Algo así entre gracioso, agradable y tierno. También las inseguridades de Eira se reflejan a la perfección. Ser madre joven te aparta del camino establecido, por lo que cuando la pequeña Blanca formula su deseo… ya sabemos que vamos a sonreír. ¡Sí, que tiemble! Una historia muy acertada.
"Eros revenge” de María Alcaraz.
Donde nada es lo que parece, esta es la historia que nos presenta María: dos compañeros de clase enemistados, Cruz y Kai, encerrados en un ascensor. ¡Atención, todo puede pasar!
Una presentación de cómo nuestros propios miedos e inseguridades nos afectan y vemos solo lo que queremos ver. Una dulce historia donde Cruz y Kai descubrirán que se han estado engañando a sí mismos y que a veces puedes ser más desagradable con quien más te llama la atención.
Pocos diálogos pero graciosos y refrescantes. Muy buena historia.
“Sé mi Valentine" de Mills Bellenden.
Robert, un notable mujeriego, tiene que desistir de sus escarceos en San Valentine para acudir a la petición de la reina y proteger a una dama. Esa será la mayor sorpresa de su vida.El peligro que ella corre le hace ver que las tradiciones están para saltárselas. Entretenido.
“Amor est vitae esentia” de Natalia S. R.
Juan tiene novia, pero un abuso de su amigo Pedro hacia Víctor, nos desvela que detrás de una persona siempre hay una historia diferente a lo que podamos imaginar.
Natalia nos ofrece una inesperada historia. Decimos inesperada porque no es hasta la mitad de las páginas donde descubrimos el secreto de Juan. Un canto a la realidad y a la valentía de ser “diferente”. Excelente.
“Falsas apariencias” de Nieves H. Hidalgo.
Una empresa organiza charlas motivacionales para sus empleados. Entre ellos se encuentran Isaac y Érika, que no pueden ser más diferentes el uno del otro. Los prejuicios, como siempre ocurre, entran en acción.
Nos ha encantado la historia; por su originalidad, sus detalles, las observaciones que los protagonistas hacen de ellos mismos y de los demás… Una evolución bien llevada, que aunque parezca graciosa, no lo es tanto. Genial.
"Dulce tentación" de Nina Benedetta.
Justin, el hermano de Marck, vuelve a casa con Makoto, su novia. Lo que esta despertará en él lo hará sentir culpable y hará salir a la luz secretos inconfesables.
Otra sorpresa con esta historia. No lo intuíamos, de verdad que no. Un relato de cosas no dichas, culpabilidad y amores prohibidos que nos ha enternecido. Bonita.
“Reencuentro en San Valentín" de Patricia K. Olivera.
Frank, un agente del FBI, recuerda la separación de Eliana, la hermana de una víctima de la que se enamoró en San Valentín. Una que no ha dejado de querer. 
Las segundas oportunidades siempre son bonitas. Al final, los celos y el trabajo, no deben ser impedimento para vivir algo hermoso y duradero. Bien por ellos.
“Volveré en San Valentín” de Pilar Lepe.
Martha ama a Henry, pero este debe partir después de declararse amor eterno. Las circunstancias, no obstante no son favorables y este no regresa. Ella se niega a darle por muerto. ¿Hará lo correcto?
El sufrimiento de Martha es patente en cada línea, pero también se hace presente la esperanza. Es duro dar por perdido a alguien a quien amas. Una historia de valentía y entereza. Bonita.
“Una cita virtual” de Raquel Campos.
Obligada a hacer un curso de Photoshop en la red, Sandra conoce a su profesor, un hombre que la hará aprobar el curso… y algo más.
Una historia que expresa la normalidad del hecho en los tiempos que corren. La vida de Sandra no es perfecta; tal vez todo lo contrario, pero la evolución que experimenta cuando conoce a Adrián, es inconfundible. Lo malo es que a través del ordenador todo es más fácil y duda de sí misma. El relato, real y tangible. Entretenido.
“Siempre has sido tú” Raquel Martínez.
Sofía nunca ha entendido la deplorable actitud de Marc hacia ella cuando sus respectivos padres decidieron darse una oportunidad. Tiempo después, él aparece con una decisión marcada. ¿Qué pensará ella?
Una dulce historia que nos presenta la autora para demostrarnos los errores que la juventud e inexperiencia nos hace cometer. Marc nos ha cautivado. Muy bonita.
“Volver a nacer” Samy S. Lynn.
Sonia es una chica optimista que sufre una debacle en San Valentín. Tras un accidente con una ambulancia, permanece en coma durante mucho tiempo, pero sabe a ciencia cierta que cuando abra los ojos, habrá alguien especial esperándola.
Tierna y sentida; eso nos ha parecido. Cada palabra transmite optimismo a pesar de las circunstancias y Raúl… ¿Cómo no enamorarse de un hombre así? Un relato muy acertado.
“El paraguas azul eléctrico” de Silvana D. Saba.
Un inmigrante enamorado de una chica con un paraguas azul eléctrico con una misión: enamorarla. La desgracia irrumpe en su vida, pero la fortuna entra en escena y lo lleva a tocar su ansiado sueño: ella.
Un delicioso y entrañable relato sobre el destino y la fatalidad. ¿Quién dice que el amor a primera vista no existe?

Esperamos que nuestra minuciosa reseña haya despertado vuestro interés por leer estas historias.

Si estáis interesad@s en leerlo, solo tenéis que pinchar aquí

13 comentarios:

D. C. López dijo...

Gracias chicas por esta pedazo de reseña!

Os ha quedado de fábula y el detalle de hablar sobre cada relato, ha sido lo más!

Gracias, gracias y mil gracias más! ;-)

Me lo llevaré al club con vuestro permiso, y un día de estos lo publico allí jejeje

Bs!

Jaz dijo...

Qué lindo, ojalá pueda comprarlo en un futuro cercano :D
Gracias por la reseña.
¡Saludos!

Elizabeth Urian dijo...

*Gracias a ti, Dulce y el resto de veintinueve escritoras (más la diseñadora)por la pasión que habéis depositado en estas páginas. El esfuerzo, en compensación, no podía ser menor, ya que todas los relatos tenían su encanto.
Eso sí, nos ha costado nuestras buenas horas tererlo todo listo.
*Querida Jaz, si no puedes comprarla, se te ofrece otra posibilidad gratuíta. solo tienes que entrar en el enlace que dejamos en la entrada.

Un besazo a ambas y gracias por comentar.

My favorites things dijo...

Hola Chicas: Excelente reseña!!! Que puedo decir, una impecable descripción de cada relato con su optica y más que decirles que me han dado muchas ganas de leer esta gran obra....
Gracias por una entrada super ; )
Besitos >.<

Lu Morales dijo...

Gracias por la reseña, me ha encantado! una interesante guía de cada relato que te da más ganas incluso de leerlos. Y en especial gracias por lo referente al mío, bonitas palabras.

Elizabeth Urian dijo...

*Silvia, no es por decir, pero es una antología estupenda. No dejes pasar la oportunidad.
*Lu, es lo menos que podíamos hacer. Está hecho con el máximo cariño, al igual que vostras habéis hecho.

Un besazo y gracias por pasaros.

Debora H. Araya dijo...

Gracias por la reseña, sobre todo por darte el tiempo de escribir sobre cada uno de los relatos. Ha quedado excelente.
Muchos saludos.

Nieves H. Hidalgo dijo...

Muchas gracias, chicas, por esta excelente reseña ;D

Elizabeth Urian dijo...

Deborah, Nieves, gracias a voaotras por vuestras historias. Son han encantado.
Se agradece la visita.

Un besazo

Beatriz Alonso dijo...

Te agradezco la bonita y detallada reseña que has hecho de nuestros trabajos, se agradece mucho de veras, me alegro que la hallas dsifrutado!

Elizabeth Urian dijo...

Beatriz, ha sido un placer leerlos. Más que hubiera habido.

Un besazo y gracias por el comentario.

Candy dijo...

Me ha gustado mucho, tendré que tenerlos en cuenta.
Besos.

Elizabeth Urian dijo...

* Tenlos, Candy. Hay tantas que seguro que, la mayor parte, te gustarán.

Gracias por tu comentario y un besazo.